El salario emocional le echa un pulso al valor económico del trabajo

1912_El salario emocional le echa un pulso aConciliación, flexibilidad, teletrabajo o formación son algunas de las políticas que deben estar entre las prioridades de las empresas si no quieren perder talento.

Para las generaciones más jóvenes, no es suficiente con el salario económico y, tiene casi el mismo peso el salario emocional.Susana Marcos, socia de PeopleMatters asegura que el salario económico impacta en el coste para la compañía mientras que, el emocional, cuando está bien gestionado, impacta positivamente en los resultados de la compañía.El salario económico y el salario emocional son como vasos comunicantes: cuanto más demos de uno, menos necesitamos de otro y viceversa.Puedes ver el artículo completo haciendo click aquí

Medio publicado: La Razón - Diciembre  2019

Retribución y Recompensa

 

Autor: 
Susana Marcos

Actividad y publicaciones

Top